BERNARDO ABAD:CERTIFICADO DE HONORABILIDAD VÁLIDO POR SIETE AÑOS

CERTIFICADO DE HONORABILIDAD VÁLIDO POR SIETE AÑOS…                                                             Hugo Palacios (el búho)
 
     Por medio de la presente certifico que el señor Bernardo, presentador de televisión, y ferviente crítico de todo lo que no entiende, es un tipo onesto sin h, rabajador sin t, espetable sin ere y siempre presto a no hacerse cargo de todo lo que la vida le haga cargo. Él es el único que entiende de problemas sociales y de política: un todólogo o un Bernárlogo. Sueña con parecerse a un tal Ortiz aunque tenga solo medio dedo de frente. Además Bernardo es un tipo obediente: a canal que vaya, hará todo lo que el jefe inmediato le ordene. No necesita seguir estudiando, él todo lo sabe; no necesita leer un buen libro, para eso tiene los periódicos a la mano. ¡Maravilla de periodista!
     El mencionado caballero puede desempeñarse en cualquier función que no se necesite pensar mucho. Lo ha demostrado con creces en el canal que trabaja ¡Ejemplo de presentador!  Cabe destacar, además, que el señor Bernardo posee una capacidad impresionante y ejemplar para hacerse el desentendido hasta por siete años. ¡Prodigio de simulador! Quién mejor que él para lograr lo que pocos han logrado: hacer fama frente a las pantallas para que alguien o álguienes le den pagando la factura por no reconocer al guagua. Total, 44.500 USD nomás son. ¡Genio de pantallero! Realmente el tipo sabe lo que es ser un transformista. En la vida pública es un presentador y en la privada, un impresentable. Es que no le gusta que nadie le presente. Solito se presenta, cuando le conviene; cuando no le conviene no se presenta ni en siete años. Como calculador nato que es, se negó a hacerse la prueba de ADN, capaz le salía HDP o PHD, y ahí mismo sacaba título de cuarto nivel sin pasar por la Universidad. Si es un pilas el man.
     Con todos estos antecedentes, que no le quede duda a la opinión pública, que nos encontramos frente a un verdadero Bernardo, de esos pocos que en el mundo han sido. ¡poquedad de macho, carajo! ¡Quién como él para demostrar lo varón que es! Aguantarse siete años negándose a pagar las pensiones; es como pasar siete años en el Tíbet, no cualquiera tiene esa resistencia. Y para que se mueran de la envidia, tiene una habilidad para inventarse conceptos y alterar los sentidos. Cualquiera que no quiera reconocer un hijo solo dice que es una maniobra política del gobierno para endilgarle una culpa que no es suya. Y ya! Y para rematar, como es un hombre admirable y estratégico, envés de maquillaje hoy se unta una capa de yeso en la cara para que no se le note lo caradura. Eso es ser sinvergüenza vergonzante a la máxima potencia vergonzuda. Al caer la tarde, eso se llama ser todo un “Suceso”. Bueno, sin mucho seso pero suceso al fin.
     Es todo cuanto puedo certificar en honor a la verdad. El interesado puede hacer uso de la pantalla de la forma que más estime conveniente. Se recomienda que le renueven el contrato cada siete años y el ADN cada 44.500 dólares. Lo único que le falta es calidad moral, de ahí todo tiene…