BRADLEY MANNING: CULPABLE EN EL MUNDO DEL REVÉS. Por Silvia Arana

 

La jueza del tribunal militar absolvió a Bradley Manning de la acusación más grave, “ayudar al enemigo”, pero lo halló culpable de infracción al Acta de Espionaje, en cargos múltiples. Los cargos podrían conllevar una larga condena. La etapa en la que se dictará la sentencia se inicia el miércoles 31 de julio, y podría durar varias semanas.

Los organismos de derechos humanos y activistas por la libertad de expresión señalaron de manera unánime el grave precedente de condenar a un denunciante de conciencia por espionaje.

El segundo punto de amplia coincidencia es que el gobierno de EE.UU., con este veredicto, está enviando un mensaje a potenciales denunciantes de conciencia, y que el mensaje es: “si revelas secretos o acciones ilegales te perseguiremos y te destruiremos”.

El tercer punto más mencionado fue la inversión de valores. Mientras que las personas involucradas en acciones ilegales, crímenes de guerra o tortura no han cumplido ni un día en la cárcel, Bradley Manning está en el banquillo de los acusados y frente al prospecto de pasar décadas preso. Assange recordó que los querellantes no nombraron una sola víctima de Manning porque no existe.

Síntesis de algunas de las reacciones al veredicto.

Amnistía Internacional -Widney Brown, directivo de la organización: “Las prioridades del gobierno de EE.UU. están invertidas. El gobierno se ha negado a investigar las denuncias creíbles de tortura y otros crímenes según las leyes internacionales a pesar de la abrumadora evidencia existente. Sin embargo, decidió enjuiciar a Bradley Manning, quien parecía que trataba de hacer lo correcto al revelar pruebas de comportamiento ilegal por parte del gobierno. […]

Los cientos de miles de documentos que Manning pasó a WikiLeaks incluían videos y carpetas que mostraban potenciales violaciones de derechos humanos -e infracciones a las leyes humanitarias internacionales- por parte de las fuerzas armadas de EE.UU. y por la CIA. Significa una deterioro de la responsabilidad cuando el gobierno de EE.UU. es tan selectivo sobre qué conductas elige investigar y llevar a juicio. Esto queda particularmente claro cuando se demuestra voluntad para castigar a aquellos que revelan conductas ilegales del gobierno mientras que por el otro lado, protegen a los que participaron u ordenaron tales comportamientos ilegales. […] Es difícil no sacar la conclusión de que el juicio de Manning tiene como objetivo enviar un mensaje: el gobierno de EE.UU. te perseguirá implacablemente si estás pensando en revelar evidencia de conductas ilegales.”

Nathan Fuller, integrante de Bradley Manning Support Network (Red de apoyo a Manning): “Siento un alivio de que haya sido hallado inocente del cargo de “ayudar al enemigo. Sin embargo, es deprimente que, al haber sido hallado culpable de todos esos cargos, Bradley quizás tenga por delante décadas de cárcel”.

The New York Times -Consejo Editorial: “Veredicto mixto sobre Manning. Pone de manifiesto un aparato de seguridad nacional que ha sufrido una metástasis hacia el ejercicio descontrolado de secretos gubernamentales.”

Bill Keller (periodista y ex director ejecutivo del periódico): “En los casos de los mega-filtradores Manning y Snowden el mensaje enviado por el gobierno de EE.UU. ha sido claro y brutal: si piensas revelar información secreta, piénsalo de nuevo, porque te vamos a perseguir y te vamos a aplastar. […] Incluso aunque no fuera hallado culpable del cargo de ‘ayudar el enemigo’, fue hallado culpable en cargos que podrían sumar hasta 100 años de cárcel… El juicio a Manning indica que si alguna vez el gobierno de EE.UU. logra capturar a Snowden -quien todavía acampa en un área de tránsito del aeropuerto moscovita de Sheremetyevo- no tendrá ninguna compasión con él”.

The Huffington Post, el periodista Matt Sledge advierte: “Si Manning fuera condenado a un periodo cualquiera en la cárcel, la sentencia marcaría un abrupto contraste con aquella de los soldados que estuvieron involucrados en crímenes de guerra. Después de las matanzas de Haditha, Irak, en 2005, donde murieron 24 personas desarmadas, el único soldado enjuiciado fue bajado de rango y tuvo una reducción de salario”.

Norman Solomon, -co-fundador de RootsAction.org, director del Institute for Public Accuracy y periodista de CounterPunch: “El veredicto de una jueza militar no puede cambiar el veredicto moral emitido por gente de todo el mundo, en reciprocidad con lo expresado por Bradley Manning en internet unos días antes de su arresto: ‘No puedo separarme de los demás. Me siento conectado con la gente… como si fueran familiares’. El problema del gobierno de EE.UU. no era que Manning tuviera esos sentimientos.  El problema fue que Manning pusiera en práctica esos sentimientos. Preocuparse por los demás era una cosa. Otra cosa era plasmar esa preocupación en hechos -con solidaridad motivada por la empatía hacia los demás.”

Julian Assange, WikiLeaks: “Este es el primer caso de que un denunciante de conciencia haya sido condenado por espionaje. Esto sienta un precedente peligroso y es un ejemplo de extremismo de seguridad nacional. […] Los querellantes no presentaron ninguna evidencia -ni siquiera el reclamo- de que una sola persona hubiera sido perjudicada por las revelaciones de Bradley Manning. […] La única ‘víctima” fue el orgullo herido del gobierno de EE.UU. […] Los abusos sufridos por este joven honesto han generado disgusto en el mundo al ver cuan bajo ha caído el gobierno de Obama, cuyo accionar no mostró fuerza sino debilidad. […] La jueza permitió que los querellantes modificaran sustancialmente los cargos después de que la defensa y la fiscalía habían finalizado las presentaciones. Permitió asimismo que los querellantes llevaran 141 testigos al estrado y un extenso caudal de testimonios secretos. El gobierno mantuvo a Bradley Manning en una jaula, desnudo y en aislamiento para quebrar su moral, un acto formalmente condenado por el Relator Especial sobre Tortura de la ONU. Manning no tuvo jamás un juicio justo. El gobierno de Obama fue minando las libertades democráticas, y el veredicto de hoy ha causado un mayor deterioro. El gobierno está decidido a disuadir y silenciar a los denunciantes de conciencia, está decidido a debilitar la libertad de prensa. La Primera Enmienda afirma que “el Congreso no puede hacer ninguna ley que restrinja la libertad de expresión o de prensa”. ¿Qué parte del “no puede” es tan difícil de entender para Barack Obama?”.

Unión por las libertades civiles de EE.UU. (ACLU): “Aunque estamos aliviados de que Manning fuera absuelto del cargo más peligroso (ayudar al enemigo), la ACLU desde siempre ha sostenido que revelar información a la prensa en pos del interés público no puede ser enmarcado dentro del Acta de Espionaje. […] Queda claro que el gobierno quiere intimidar a cualquier persona que piense revelar información valiosa en el futuro”.

Desde el campo opuesto, los senadores de EE.UU. que hablaron públicamente celebraron el veredicto de culpabilidad por espionaje, lamentaron que Manning no hubiera sido condenado por ayudar al enemigo y aprovecharon la oportunidad para amenazar a Edward Snowden. Dave Weigel, blogger del sitio web Slate, reportó las siguientes reacciones.

Senadora Susan Collin, republicana de Maine, miembro del Comité de Homeland Security y del Comité de Inteligencia: “Creo que reveló información muy perjudicial para nuestro país. No está en la misma categoría que las traiciones de Snowden pero es muy serio igual…”

Senador Richard Burr de Carolina del Norte, miembro del comité de inteligencia: “Si vemos los cargos en los que fue encontrado culpable, hay una cantidad importante de años de cárcel, probablemente 20 años. Ahora estoy enfocado en tratar de hallar a Snowden y llevarlo a juicio. Creo que a muchos esto les quitará la motivación para filtrar información. No creo que nadie quiera ir a la cárcel”.

¿Cuál fue la reacción del presidente de EE.UU. frente al veredicto? No la hubo hasta ahora. En realidad no hace falta, puesto que en abril de 2011 Obama declaró a la prensa que Manning “actuó en contra de la ley”. Actuar en contra de la ley implica culpabilidad. Obviamente que Obama – abogado constitucionalista y académico en leyes- no ignora el principio básico de que toda persona es inocente hasta que se pruebe lo contrario. Su frase fue un anuncio público que el estado de derecho, la división de poderes y las libertades democráticas de los ciudadanos terminan en el instante en que se atrevan a actuar contra las injusticias o ilegalidades gubernamentales.