LA DOBLE MORAL, TAMBIEN EN PACHAKUTIK Por Atawallpa Oviedo

26 de agosto 2016

Acaba el movimiento político Pachakutik de expulsarle a su ex coordinadora Fanny Campos por haberse integrado al movimiento político de Lasso, como igual lo hicieron con Auki Tituaña en las pasadas elecciones. Pero de Marcelino Chumpi no dicen nada. Es decir, es expulsable hablar con la derecha de Lasso, pero no con la derecha de Nebot. ¿Me pueden explicar cuál es la diferencia entre Lasso y Nebot? ¿Puede un miembro de Pachakutik integrarse por su cuenta a una Unidad sin que el movimiento lo haya decidido y a pesar de ello no se haga nada, pero sí en el otro caso? ¿Esto quiere decir que cualquiera en Pachakutik puede tomarse por su cuenta las atribuciones personales que quiera y no pasa nada? Es así, Marlon Santi, o, ¿usted también está de acuerdo con unirse a la derecha? Yo creo que sí.

Al menos, en la práctica eso es así. Pachakutik, es un partido en el que cualquiera se va sobre todos los demás y actúa personalmente. Y a veces hay alguna reacción, pero depende de quién se trata. Es decir, no se manejan por principios sino por cálculos. No hay directiva en Pachakutik ni en el movimiento indígena que ponga orden ni que pida que se respeten sus postulados. La crisis de Fanny Campos continúa en Pachakutik y no se avizoran cambios. Van cada vez peor.

Ahora Salvador Quishpe Lozano sin consultar al Partido ha decidido por su cuenta hablar con Lasso y dice que informará luego. Le ha propuesto a Lasso que la Lulú vaya como candidata a la vicepresidencia, con ello confirmándose que Quishpe quiere ir a la cola de la derecha. Su único afán es ponerse atrás de Lasso para sentirse ganador. Ganador de qué? Pero Lasso le ha respondido hábilmente que ya había decidido que su candidato sea alguien de Quito. Es decir, quiere a Pachakutik y a los indios como otro montón de apoyo y máximo aceptará darles alguna migaja por ahí. Ese el ridículo que ha pasado Quishpe y por ende que le ha hecho pasar a Pachakutik y al movimiento indígena ante toda la población. Pero nadie dice nada, y casi todos siguen con el indecente argumento de que hay que hablar con todos excepto con Correa.

Y lo mismo pasa con la Lulú y la Cynthia. Aunque igual estaría feliz la Lulú si el Lasso hubiera aceptado. Pues está en la política para cumplir su sueño personal de ser la primera presidenta o vicepresidenta indígena, al menos ahora ya está realizada al ser la primera pre-candidata presidencial. Y suponiendo que llegará al poder. ¿Hay las bases organizadas y conscientes para un gobierno indígena? ¿Hay una conciencia popular para enfrentar al capital y su arremetida? ¿Desde el Estado es posible un cambio estructural? ¿Ha pasado en alguna parte del mundo? ¿No pasó lo mismo con Correa? ¿Será otro fracaso como el de Evo Morales en Bolivia?

Entonces, cuál es la diferencia de Quishpe y Lulu con Campos y Tituaña. Pues ninguno, puro interés electorero personal. Dirán para salvar a la patria. Es que nos creen tontos a igual que el Correa. Desde cuando acá la derecha es la salvadora. Desde cuando acá la derecha se va a despojar de sus ideologías, como si lo hacen estos personajes mencionados. ¿La derecha en una contienda electoral va a renunciar a sus privilegios y su sistema de dominación? ¿Qué es esto, ingenuidad o devela quienes son en el fondo? Como diría el Mujica, el poder no cambia, solo dejan ver quiénes son y ya lo podemos ver claramente. Pero nadie dice nada en Pachakutik.

El Correa y el Lucio también les ofrecieron mucho más de lo que ahora les ofrece la derecha, y ya vieron la respuesta que tuvieron. Pero quieren nuevamente caer en lo mismo. ¿Son despistados o es que la derecha ha calado en su mente y su corazón, que ahora los ven como magnánimos defensores de la democracia y del bienestar de los ecuatorianos?

Realmente estos episodios son una vergüenza para la lucha histórica del movimiento indígena nacional y mundial. Son los mismos que antes criticaban a Ulcuango, Lluco, Curicama por haberse ido con el Correa. Acaso hay diferencia entre la derecha y el correismo. Acaso la derecha histórica no es responsable de todo lo que hemos vivido en 500 años. Acaso Correa no llegó al poder por el fracaso neoliberal, o creen que la derecha ya se ha curado del neoliberalismo. Lo que vemos es que se han acostumbrado a simplemente ganar más puestitos. La doble moral, y luego ellos le critican al Correa

Si expulsaron a Campos, Tituaña, Ulcuango, Lluco, etc., deberían expulsarlos a Quishpe, la Lulu y Marcelino Chumpí, si son coherentes. ¿Los argumentos con los que les expulsaron, no son los mismos para otros que han actuado igual? De seguro, mucho pesará la “cuotita” con el que esperan seguir chupando de un puestito en el Estado burgués y colonial, y el Partido de unos dolaritos del CNE para sus dirigentes. ¿Es o no así?

Lo mejor que podría hacer Pachakutik es auto disolverse para reorganizarse en otras circunstancias y condiciones. Mucho más allá de lo que ha hecho la Unidad Popular.

Realmente da asco esta política, no encuentro otra palabra. Por eso el pueblo rechaza tanto a los políticos y la política. Y eso es justamente lo que quieren, así ellos siguen mandando e imponiendo a nombre de todos. Y todos siguen aprobando en última instancia este juego político y electoral. Todos bajo el pretexto de derrotar a Corea están dispuestos a vender su alma al diablo.

Quizás sea cierto, que el pueblo se merece los políticos que tienen. Y los ecuatorianos todavía nos hemos cambiado y seguimos en el oportunismo, el clientelismo, el populismo. Por eso estamos como estamos.