ENCUENTRO ECOLOGISTA POPULAR EN QUITO

Foto referencial de Pixabay

Este 14 y 15 de diciembre de 2019, se desarrollará el I encuentro Nacional sobre ecologismo popular, en la ciudad de Quito, con el objetivo de incidir  una transición social, ecológica, cultural hacia otro tipo de sociedad. Así lo informó el Movimiento Ecologista Popular conformado al momento por 25 intelectuales.

El naciente movimiento señala que la huella de la humanidad sobre las ecologías del planeta es indiscutible.“Esta disrupción ambiental es parte de una crisis multidimensional que se expresa en lo económico y financiero, pero también en lo ecológico, alimentario, energético, hídrico, cultural, político, moral. Es una crisis interconectada y sus efectos cuestionan los fundamentos y valores de la sociedad capitalista:insaciables productivismo y consumismo y una relación utilitarista entre el ser humano y la naturaleza”.

Además, precisa que las amenazas son evidentes en la disminución de las reservas de todos los recursos naturales; la contaminación generalizada del agua, del suelo, del aire; la deforestación y la extinción de hábitats y especies; la pérdida de fertilidad de los suelos.

Por ejemplo, el comunicado cita, que en Ecuador,este grave problema se evidencia en el avance de la frontera extractivista minera, petrolera o agroindustrial. Sin embargo, los debates alrededor de la ecología quedan relegados de la escena política nacional, a pesar de tener una Constitución que reconoce los derechos de la naturaleza, del agua como derecho humano, la prohibición de la apropiación privada de servicios ambientales y de transgénicos.

Para contrarrestar esta situación propone construir un ecologismo que rebase el campo de las ONG y abandone el sectarismo; sino más bien plantee un ecologismo interseccional que abarque las luchas clasistas, antineoliberales, feministas, culturales. “Un ecologismo que no sea sólo una cultura de resistencia frente a los desastres ambientales, sino también un proyecto de sociedad con propuestas políticas claras de transformación económica, social y ecológica”.

Esto en base al menos siete principios: emancipaciónindividualy colectiva; articular la justicia social y ambiental; transversalizar el feminismo, romper con la falsaideade que la ecología está reservada a las clases medias y altas;rechazar el racismo y la xenofobia ambiental del sistema capitalista; reconocer a los animales no humanos; y repensar los territorios rurales, urbanos y sus dinámicas, para lograr la soberanía alimentaria y energética.

*Redacción La Línea de Fuego