Correa, Moreno, Lasso y Arauz benefician al capital bancario

Por Jaime Chuchuca Serrano*

Los bancos pueden acrecentar sus ganancias gracias a los gobiernos. Guillermo Lasso, ubicado al extremo derecho del tablero ideológico, fue gobernador del Guayas, Superministro de Economía con Mahuad e integrante de la planificación del congelamiento de las cuentas de los ecuatorianos y el salvataje bancario. Lasso, accionista mayoritario y presidente del Banco de Guayaquil, ha reconocido que aportó financieramente en la primera campaña electoral de Rafael Correa. Fabricio Correa, hermano del expresidente, dijo que Lasso aportó a la campaña “fuertemente”.

Correa en numerosas ocasiones concretó apoyos de CREO y los socialcristianos para aprobar varias normas y políticas en beneficio del sector financiero. La concentración del capital bancario es superpoderosa. Por ejemplo, en el año 2011 los banqueros tuvieron 393 millones de dólares de ganancia, 10 veces más que en 2001. En el año 2019, un año de crisis para Ecuador, el patrimonio de los bancos privados creció en un 9,4% más que en 2018. Las ganancias netas de los bancos en 2019 fueron 616 millones de dólares (1,5 veces más que en 2011) concentradas en los 5 grandes bancos de Ecuador, de los cuales el Banco de Guayaquil ganó 117 millones y en pandemia las ganancias de este se elevaron en 24%. El Banco de Guayaquil pasó de tener un millón de dólares en los años noventa a más de 5 mil millones en el 2020.  Aunque en el discurso Correa denostaba a uno que otro banquero como Fidel Egas, en los hechos, como se ve, apoyó el boyante crecimiento de los banqueros en su década de gobierno y el moreno-correísmo hizo lo mismo en sus 4 años.Gracias a estos gobiernos los bancos de Ecuador lograron tener 4 veces más rentabilidad que la banca europea. 

Desde el año 2011, Lasso empezó a hacer campaña electoral en los medios masivos de comunicación, aunque faltaban 2 años para las elecciones presidenciales (2013), el Consejo Nacional Electoral, en manos del correísmo, le dejó en libertad de hacer campaña y nunca le llegaron multas a Lasso y CREO. En las elecciones presidenciales del año 2017 se habló de fraude electoral en el estrecho margen con el que ganó Lenín Moreno, 51,16%, frente al de Guillermo Lasso, 48,84%. CREO y varias organizaciones convocaron a movilizaciones casi una semana, hasta que sospechosamente Lasso admitió la victoria de Moreno. Moreno y Correa internamente habían llegado a un acuerdo político con Guillermo Lasso, donde se encontraba la repartición de varios cargos en el Estado, leyes y posibles fusiones bancarias. 

Después de la división del correísmo, Moreno se quedó con buena parte de los líderes de la revolución ciudadana y continúo con el pacto político empresarial donde se encontraban los acuerdos parciales con Guillermo Lasso. Para ese entonces ya se había aclarado que uno de los objetivos de Lasso era lograr la compra del Banco del Pacífico, con un contrato donde podía pedir capitales estatales y comprarlo a precio de gallina robada, además que la Corporación Financiera Nacional había puesto este contrato como reservado a 15 años. El negocio del Banco del Pacífico podría ser la compraventa-robo del siglo. Juan Fernando Velasco, ex Ministro de Cultura  por el morenismo y actual candidato presidencial, dijo: “Lasso ha tenido más injerencia en las decisiones económicas de este gobierno que yo como Ministro” (Notimundo, 2020).

Andrés Arauz es pariente de Inés Espinel Arauz, madre de Jorge Glas Espinel (ex vicepresidente), y también de Ricardo Rivera Arauz, Iván Espinel y los hermanos Vinicio y Fernando Alvarado Espinel. Aunque estuvo numerosos años de funcionario, Arauz era desconocido en la política electoral. Entre otros puestos ocupó el de asesor financiero del Ministerio de Política Económica (2007-2009), director general del Banco Central del Ecuador (2009-2011) y de subsecretario de la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo (SENPLADES), lugares clave para tomar decisiones trascendentales sobre los manejos bancarios y la acumulación del capital. Aunque hay la hipótesis de que el correísmo al tener un candidato pelele como Arauz podría beneficiar a la candidatura de Guillermo Lasso, en el supuesto de que anase Arauz ¿qué haría pensar que cambiaría las ganancias extraordinarias de los banqueros, si Moreno y Correa no lo hicieron en los 14 años de sus gobiernos? 

Las relaciones económico políticas de Correa, Moreno, Arauz y Lasso siempre han beneficiado a los grandes capitalistas, en este caso al capital monopólico bancario. Arauz y Lasso consolidan la plutocracia bancaria ecuatoriana, que además controla los grandes medios de comunicación ecuatorianos.

“Moreno se quedó con buena parte de los líderes de la revolución ciudadana y continúo con el pacto político empresarial donde se encontraban los acuerdos parciales con Guillermo Lasso”.

*Jaime Chuchuca Serrano, abogado. Licenciado en Filosofía y magíster en Sociología. Actualmente, docente de la Universidad de Cuenca.