Por Alberto Acosta*

En los años setenta, como pocas veces en su historia, el Ecuador entró de lleno en el mercado mundial. No gracias a un cambio cualitativo en su condición de país exportador de materias primas (banano, cacao, café, etc.) sino por el creciente monto de ingresos producidos por las exportaciones petroleras. La explotación de crudo revitalizó la economía, otorgándole a Ecuador la –pasajera– imagen de “nuevo rico”, al tiempo que consolidaba el mito de que el desarrollo estaba a la vuelta de la esquina.

Por Ela Zambrano

Quito, 27 de agosto de 2020.- La Secretaría de Derechos Humanos del Ecuador es la institución encargada de implementar las disposiciones que señala la Corte Interamericana de Derechos Humanos de la sentencia del Caso Guzmán Albarracín y otras vs. Ecuador, en la que se determinan medidas indemnizatorias a favor de la familia de Paola Guzmán Albarracín, quien fue víctima de violencia sexual, pero sobre todo establece varios puntos sobre políticas públicas que se deben implementar para solucionar la violencia sexual estructural y sistemática en el país. 

El subsecretario de Derechos Humanos, Juan Pablo Morales, explicó a La Línea de Fuego el proceso que está llevando adelante para cumplir con la sentencia de la Corte IDH. 

Por Hugo, el búho

Muero del asco y de la rabia, vecina. ¡Quédecreer tanto candidote que quiere ser Presidente! Ni que irse a vivir al Carondelet fuera la gran cosa. Uno más chimbo que otro. Yo qué le dije, vecina. Si usted pensaba que este gobierno era lo peor que le pudo haber pasado al país, never. Las desgracias nunca vienen solas y para muestra diecinueve botones. ¿Revisó la papeleta de tanto graviche que se postuló? ¡Madre de todos los santos! ¡Puro rascuache!

Por Ela Zambrano

Esta semana, el Estado ecuatoriano recibió la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, mediante la cual se le responsabiliza por la violencia sexual que sufrió la adolescente Paola Guzmán Albarracín durante dos años, frente a la indiferencia de los sistemas educativo, judicial, y quien encontró como única salida, la muerte.  

Por Jorge Basilago

La imagen estremece. Un rostro tumefacto. Los labios, hinchados y deformes, apenas se repliegan hacia dentro de la boca desdentada. Una cicatriz ancha surca la mejilla derecha hasta el límite inferior del ojo, cerrado por la inflamación. Otra herida parte en dos lo que antes fue una nariz. Como un Guernica unipersonal, el pequeño óleo anónimo muestra la destrucción que el hombre puede autoinflingirse. El precio que el estadounidense John Heenan pagó, en 1860, por empatar su combate a puño descubierto contra el británico Tom Sayers. 

Por Ela Zambrano

El 29 de noviembre de 2007, el canal público del Ecuador, ECTV hizo su primera transmisión al aire. Era el día la inauguración de la Asamblea Constituyente en Ciudad Alfaro (Montecristi-Manabí). Ese día marcó el inició de lo que sería el gran proyecto de los medios públicos: Telégrafo, Radio Pública del Ecuador, Agencia Andes y Ecuador TV o ECTV. Proyecto que a día de hoy languidece y sobre el cual los analistas reconocen que son necesarios para la democracia.

Por Ileana Almeida

A pesar de su condición de cautivo en Cajamarca, Atahualpa ordenó que se reunieran el oro, la plata y la canela que exigían los conquistadores para liberarlo. Los españoles se habrían enterado que esta, tan preciada en Europa, también crecía en la región amazónica, porque los  indios quijos llegaron a Cajamarca con un gran cargamento de la especie para tratar de salvar al soberano, según Udo Oberem.

Por Francisco Escandón Guevara*

El apellido Bucaram, así como otros de ascendencia libanesa, está relacionado a la inmigración de finales del siglo XIX que huía de la opresión del imperio otomano (turco). Su presencia en el Ecuador rebasó las actividades comerciales y dio lugar al criollaje de una casta populista que tiene presencia en las últimas ocho décadas de la vida política del país.

Por Jaime Chuchuca Serrano*

En estos momentos es fundamental recordar la participación de las izquierdas en sus competencias en la primera vuelta presidencial, para fortalecer el enfoque respecto de las elecciones generales que se avecinan. Incluso comicios en los que se han obtenido triunfos, la mayoría de procesos han estado atravesados por la separación, la dispersión y el enfrentamiento a las maquinarias del poder político y económico.

Tras quince días de incertidumbres, rumores y un caldeado debate en redes sociales, el presidente Lenín Moreno, el pasado 4 de agosto, anunció que el Ecuador había culminado una exitosa renegociación de la deuda externa ecuatoriana. Sin dudarlo, el Primer Mandatario informó esta “GRAN NOTICIA” a un país golpeado duramente por la pandemia de covid-19, que se cobró una buena cantidad de muertos en las mismas calles. Le ha dicho al mundo y así lo repiten sus ministros en todos los noticiarios, que esta negociación le ahorrará al país 1.540 millones de dólares. Textualmente y con cinismo dice: “Con esto, liberamos recursos para la protección social y reactivación económica”. 

Por Jonathan Báez Valencia*

La lógica del recorte y ajuste del sector público es la principal característica del gobierno del mandatario ecuatoriano, Lenín Moreno. Una posición que cobró la vida de alrededor de 5 532 ecuatorianos confirmados por coronavirus y 3 444 probables debido a los recortes y despidos en el sector de la salud realizados antes de la pandemia. No obstante, la situación no se detuvo allí. El análisis del gasto efectuado en este sector durante el primer semestre de 2020 (enero-junio), principal período de la pandemia, muestra que este fue menor en comparación al mismo lapso de tiempo en 2019.

Por Paúl A. González y Fernando Bajaña*

Se ha convertido en algo frecuente observar en publicaciones de diarios y revistas, la exposición de un discurso sobre la condición humana que resalta una concepción individualista del hombre. En ese aspecto, a la hora de justificar dicha sentencia, no se escatima en la búsqueda de premisas y supuestas evidencias en la más amplia diversidad de disciplinas y campos del conocimiento. Por un lado, es común advertir sendas interpretaciones reduccionistas de las dinámicas evolutivas, en las cuales se pasa por alto la determinante influencia de las mutaciones genéticas y las afectaciones ambientales en el desarrollo y permanencia de las especies, para concentrarse en el clásico estribillo de que en la naturaleza “sobrevive el más fuerte”. El ejercicio referido, inclusive, llega hasta revisiones psicológicas, mediante las cuales se intenta probar una suerte de racionalismo utilitarista, según el cual los individuos de la especie humana están condicionados mentalmente a emplear criterios de maximización en la toma de sus decisiones.