¡Un triunfo con repercusiones globales!

Comprobado. De nuevo, la lucha es el camino. En el Hambacher Forst la movilización rindió frutos. Se paró, al menos temporalmente, la total destrucción de un bosque milenario. Algo posible gracias a la tenacidad de un grupo de jóvenes que resistió por años los embates de una de las grandes transnacionales alemanas: la RWE (Rheinisch-Westfälisches Elektrizitätswerk AG), que una y otra vez usó la violencia para devorar el bosque.

La política exterior del gobierno ecuatoriano es un tema comúnmente soslayado en los medios de comunicación nacional. En los últimos días, Ecuador recibió la visita oficial del Emir de Catar, Tamim bin Hamad Al-Thani (en poder desde 2013), incluyendo su condecoración con el Gran Collar y la solemne entrega de las llaves de Quito en el lugar más inoportuno posible, la Capilla del Hombre de Oswaldo Guyasamín, en la ciudad de Quito.

Se conoció este martes la renuncia de Luis Caputo, presidente del Banco Central, y su reemplazo por Guido Sandleris, actual viceministro de Hacienda, número dos de Nicolás Dujovne quien jugó un papel determinante en las negociaciones con el FMI cuando era jefe de Gabinete del ministerio. No hay otra lectura posible que la del alineamiento total en el manejo financiero con los requerimientos del nuevo acuerdo a punto de firmarse con el FMI.

En tierras renanas vuelve a debatirse intensamente sobre la vida y los derechos de propiedad. De los miles de personas movilizados -cada vez más- en Alemania para defender los restos de un bosque milenario, muchas quizá no saben o no recuerdan que un alemán, en 1842, en la misma Renania, reflexionó sobre las fronteras público-privadas teniendo la vida como objetivo fundamental.